Amplía el Gobierno el plan para vender más 0km






















Con las

elecciones

cada vez más cerca y luego de un fin de semana de salones de concesionarias poblados de consumidores, el Gobierno ratificó esta noche que sumará a los importadores de autos al Plan «Junio 0km» y que, si se extingue el cupo inicial, podría extender el programa en el tiempo para promover más ventas.





























Desde las automotrices, que mejoraron las ofertas oficiales, dijeron que las ventas crecieron este fin de semana entre el 25% y el 35% -según la marca- con relación a sábados y domingos pasados.

«Estamos teniendo buenos indicadores en los primeros días de la implementación del programa y con esta novedad se amplía la oferta a todo el sector», indicó esta noche el secretario de Industria, Fernando Grasso, en un comunicado oficial. En el mismo se confirmó la idea de sumar a importadores a los 300 vehículos bajo el programa.






















En el Gobierno confirmaron a
LA NACION que la decisión sobre una extensión en el tiempo del programa que durará todo este mes es muy anticipada con sólo unos días tras su puesta en funcionamiento. «Depende del uso que se le dé. Si todo se consume en un mes….La verdad es prematuro evaluarlo ahora», indicaron cerca del ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica.















El costo fiscal, contaron en esa cartera cuando se difundió la medida, es de $1000 millones. «Mas costo fiscal por el momento no está previsto», dijeron en el Ministerio de Hacienda a este medio. Allí es el ministro Nicolás Dujovne quien sigue con lupa el ajuste fiscal para poder cumplir con las metas fiscales comprometidas con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Sin embargo, entre las terminales confían en que el plazo del plan oficial se extenderá por dos razones: el cupo en pesos no se va a terminar (los $1000 millones) en un mes y, en rigor, ese costo se compensa con más recaudación de impuestos. «La mayor venta incremental compensa el costo fiscal. El Estado pone promedio 30.000 pesos por auto y un auto promedio vale 800.000. Sólo con el IVA ya superó lo que puso. Sale gratis», contaron fuentes empresariales.















Por la tarde, en la Cámara de Importadores y Distribuidores Oficiales de Automotores (Cidoa) indicaban que estaban en negociaciones para sumarse al plan oficial. Hugo Belcastro, su presidente, reafirmó en el comunicado de Producción y Trabajo de esta noche que «este tipo de medidas inyectan dinamismo en el mercado y multiplican las ventas para todo el sector».








Y algo de eso pasó el último fin de semana. Las terminales que producen en la Argentina, por ahora las únicas incluidas en el programa oficial, señalaron que las ventas entre fines de semana saltaron entre 25% y 35%, según las diferentes marcas que se tengan en cuenta.

«Se triplicaron las consultas y se duplicaron las ventas», indicaron a
LA NACION desde Volkswagen, que realizó un relevamiento entre sus propios puntos de venta. «No están los números finales. Pero esos son los datos preliminares que nos están pasando. Todo esto es para el último fin de semana con relación a lo que venía siendo un fin de semana habitual», agregaron desde la firma alemana y líder en ventas.








«El plan ‘Junio 0km’ comenzó con un cambio de tendencia importante para el sector», señalaron el fin de semana en un comunicado en un comunicado de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (Acara) Ricardo Salome y Ruben Beato, presidente y secretario general, respectivamente.

Ya en los primeros días se nota una multiplicación de público en los salones y consultas en medios digitales, lo que seguramente en los próximos días impactará en el promedio diario de patentamientos», analizaron desde la entidad que agrupa a los concesionarios.








«Estas medidas eran más que necesarias para nuestro sector y ayuda fuertemente en la parte fiscal al Gobierno, ya que la recaudación adicional es mucho mas que el aporte del Gobierno . La Provincia de Buenos Aires y la Ciudad de Buenos Aires se han sumado activamente a las gestiones bonificando el sellado (3%), mientras dure el plan para las unidades de menos de 750.000 . Esperamos que el resto de las provincias se sumen a esta iniciativa del Gobierno Nacional», agregaron desde Acara.

El plan «Junio 0 km» implica bonificaciones de entre $50.000 y $90.000, de acuerdo con el precio del automóvil elegido. Además se congelarán los precios por un mes y por ese mismo tiempo, la Ciudad de Buenos Aires y la provincia reducirán el impuesto a los sellos (a unidades de menos de $750.000) que se cobra con el patentamiento.

La vara que servirá para organizar los descuentos es de $750.000, según precio de venta al público (incluye gastos e impuestos) y no el precio de lista. Hasta ese valor incluido, el descuento final será de $50.000 por unidad. Desde ese monto, y hasta aproximadamente los $2 millones -límite final sobre el cual comienza a pagarse el impuesto interno o impuesto al lujo-, la bonificación será de $90.000.

Hasta los $750.000, el «esfuerzo» es compartido por el Gobierno y el sector casi en un 50% cada parte. En tanto, por arriba de ese límite, el sector empresarial aporta más. El descuento es para la compra de autos 0 km en efectivo o financiado, pero no para los adquiridos mediante planes de ahorro






















Source link

Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *